Aldous Huxley

“Cuanto más siniestros son los deseos de un político, más pomposa, en general, se vuelve la nobleza de su lenguaje”

“El bien de la humanidad debe consistir en que cada uno goce al máximo de la felicidad que pueda, sin disminuir la felicidad de los demás”

“El fin no puede justificar los medios, por la simple y obvia razón de que los medios empleados determinan la naturaleza de los fines producidos”

“El hábito convierte los placeres fastuosos en estúpidas necesidades cotidianas”

“El secreto de la genialidad es el de conservar el espíritu del niño hasta la vejez, lo cual quiere decir nunca perder el entusiasmo”

“Existe al menos un rincón del universo que con toda seguridad puedes mejorar, y eres tú mismo”

“La experiencia no es lo que te sucede, sino lo que haces con lo que te sucede”

“La persona inteligente busca la experiencia que desea realizar”

“Las personas debemos el progreso a los insatisfechos”

“Nunca es igual saber la verdad por uno mismo que tener que escucharla por otro”

“Por muy lentamente que os parezca que pasan las horas, os parecerán cortas si pensáis que nunca más han de volverá pasar”

“Quizá la más grande lección de la historia es que nadie aprendió las lecciones de la historia”

“Todos los hombres son dioses para su perro. Por eso hay gente que ama más a sus perros que a los hombres”

“Una verdad sin interés puede ser eclipsada por una falsedad emocionante”